7 Cosas que un hombre jamás tiene que hacer.

En hombre invencible tenemos muchos artículos que hablan de que hacer o cómo hacer muchas cosas en la vida, para mejorar en cualquier aspecto o para evitarte ciertos fracasos en la vida, sin embargo en esta ocasión traemos algo diferente.
​Cosas que como hombre, NO debes hacer nunca.

Engordar.

El problema de la obesidad, desafortunadamente se ha propagado como una verdadera pandemia en el mundo , es una enfermedad que propicia la proliferación de otras enfermedades, te resta movilidad, te resta muchos puntos en el juego de la atracción y te hace una persona desagradable a la vista.
Engordar es una de las peores cosas que un hombre puede hacer. Automáticamente te convierte en un hombre muy poco atractivo, lo cual es muy malo si ya eres casado, pero lo hace aún peor si eres soltero. Es un pésimo ejemplo para tus niños y destruye la confianza en uno mismo. La cara engorda, la cara es uno de los rasgos que más te definen como un ser atractivo y es altamente golpeado por la obesidad, un hombre puede aumentar su nivel de atractivo en un 60% con tan solo bajar unos kilos que están de más, ya que los rasgos de los pómulos y la mandíbula son ocultados debido a tanta grasa acumulada.
Es difícil moverse siendo obeso lo cual declina tus deseos de ejercitarse lo que significa que tu condición empeorará.
La calidad del sueño empeora y estas expuesto a una cantidad infinita de enfermedades que se desarrollan por una dieta pobre: enfermedades del corazón, presión alta, diabetes, libido bajo y tetillas de hombre. (Esto solo por mencionar unas pocas).
Si ya eres obeso, debes tomarlo como PRIORIDAD #1 y poner manos a la obra. Empieza ¡ya!. Bajo ninguna circunstancia caigas permanente en este hoyo del que muchos nunca logran salir.

 

Dejar de levantar pesas.

En verdad espero que el 99% de los lectores de hombre invencible levanten pesas, ¿no es cierto?. Nunca dejes de hacerlo, una vez que un hombre llega a la mitad de los años 20 empezara a perder el 1% de su masa muscular cada año. Al principio el cambio no es tan notable, pero una vez que llegues a los 50’s la debilidad que fue sembrada desde un inicio será más que obvia.
Hay una manera probada y segura de prevenir esto, e inclusive revertirlo: levantamiento de pesas. en el libro Muscle up de P.D. Mangan explica que hay evidencia que el entrenamiento con pesas es mejor que el ejercicio cardiovascular para mantener la grasa a raya y tiene el beneficio adicional de hacerte ver bien físicamente en el proceso.
Es parte natural y esencial del hombre para verse y sentirse bien, si quieres ser un hombre alfa no solamente tienes que sentirlo y serlo, también tienes que ser notado a leguas como uno y los músculos son señal de fuerza, de respeto por otros hombres y definitivamente ser mucho más atractivo para las mujeres.
No tienes que hacer rutinas de 6 días a la semana para obtener los resultados que deseas en los entrenamientos, 2 o 3 sesiones a la semana cortas con ejercicios básicos como peso muerto, sentadillas, press militar, press de hombro, etc es suficiente para mantener tu masa muscular trabajando y en forma.

 

Ser pasivo.

Los hombres llegamos a la tierra para dejar marca, en el mundo, en las personas que nos rodean ,en los que nos odian y en los que nos aman, el hombre vino al mundo a ser extrovertido a crear cosas, a pelear, a intercambiar y a gobernar. No es parte de nuestra naturaleza ser pasivos o darnos por vencidos bajo ninguna circunstancia.
Debido a las distintas y difíciles situaciones que vivimos hoy en día, muchos hombres se han resignado y rendido ante muchos obstáculos que se presentan. Resiste a todo lugar esta tentación. Hay veces en las que ÚNICAMENTE por momentos temporales podemos salir de la batalla para volver a ganar fuerza y volver a la batalla para ganarla. Es la única situación aceptable que tiene un hombre para ser pasivo y resignarse momentáneamente a las adversidades. Nacimos con sed de ganadores y para ser los mejores hombres que nuestra comunidad pueda ofrecer. Siempre mantén esto en tu cabeza.

 

Experimentar sexualmente (Con otros hombres).

Hay una gran urgencia por persuadir a hombres y mujeres jóvenes que el género y la sexualidad son algo que puede fluir y es continuo. Los niños pequeños, prácticamente desde que están en la primaria son adoctrinados. En nuestras preparatorias y universidades, la experimentación sexual es presentada como perfectamente normal.
Esto es una mentira asquerosa y repugnante.
La regla general es: el sexo es bueno, la comida también es buena, pero si te complaces inapropiadamente, dañará tu salud. Se moderado en todas las cosas y no vayas en contra de la ley natural.

 

Tener hijos bastardos.

Este es un enorme problema social porque los niños necesitan de sus padres viviendo con ellos. Sin una figura paterna, las mujeres tienden a ser versiones más obscenas de ellas mismas. Los chicos que no tienen padre, les falta confianza en sí mismos y pueden tener problemas buscando su lugar en el mundo. Las élites aman este tipo de crecimiento porque genera población que es más fácil de gobernar.
¿Es posible que los niños superen el no tener un padre viviendo con ellos?. Por supuesto. Si el padre o madre es EXTREMADAMENTE dedicado con su tiempo o con sus niños, aún tienen una muy buena oportunidad de crecer sanos, pero, ¿Por qué arriesgarse?
Había una vez hace mucho tiempo que tener bastardos en la familia era bastante desalentador. Los niños así, ni siquiera podían heredar las riquezas de sus padres. Era un sistema injusto pero estaba ahí por muchas buenas razones. Era un buen disuasorio para los hombres y las mujeres que tuvieran sexo fuera del matrimonio.
Adoptar uno, dos o tres niños que no son tuyos como parte de tu familia es el peor error que puedes cometerle a tus seres queridos y a ti mismo, es una manera de decir que eres un debilucho que tuvo que aceptar una mujer con muchos hijos que ahora dependen de ti. (Es un error aún más grave cuando eres menor a los 30 años.)

 

Hacer una mujer el centro de tu universo.

Una buena mujer es una de las mejores bendiciones en la vida que jamás podrás encontrar. Para la felicidad en general, un acostón de una noche no le hace ni siquiera sombra a lo que es ella para ti. Pero inclusive la mejor mujer del mundo es una criatura como tú. Así que si bien se merece ser amada y respetada, no merece ser puesta en lo más alto del pedestal. Si todo esto aplica para la mujer con la que llegues al altar, aplica AÚN MÁS para las mujeres con las que sales a citas.
La ironía de este punto es que entre más alto las tengas en tu universo, te tratarán más pobremente para recompensar lo idiota que estás siendo. Hacer esta mujer tu “todo” es una forma segura de que te terminen o que te terminen engañando.
Esto es porque las mujeres nunca fueron la razón de vivir de nosotros los hombres. Un hombre tiene que tener un llamado aún mayor, una misión extremadamente y mucho más importante que solamente ser “el esposo o novio de carmelita”
No puedo decirte cuál es tu misión de vida. Para algunos es, descubrir el reino de dios a base de investigaciones, para otros es ser un campeón de boxeo, tener un lamborghini o crear una empresa exitosa. No importa lo que escojas o que sea tu misión y anhelo de vida, NUNCA pierdas la visión sobre esta. La mujer que esté a tu lado vendrá a tu lado por tu largo camino por la vida, que a final y al cabo será tu mayor gloria.

 

Nunca dejes que que una mujer te diga qué hacer.

Lo último que un hombre necesita en su vida es una sabandija agresiva, mandona y orientada a su carrera, que te llama “pareja” y diciéndote que demonios hacer. Es una lástima que en la era en la que vivimos hay más y más mujeres en el mercado laboral, los hombres simplemente sucumben a las presiones de vivir con una mujer que es la “ganadora del pan” y finalmente se somete a sí mismo para ser mandado y que caminen sobre de él como un maldito tapete de puerta.
Recuerda, las mujeres AMAN el drama. Es como si les diera energía para compensar sus aburridas y miserables vidas. Como hombre tienes que asegurarte de que JAMÁS , una mujer te ande mandando de aquí para allá  como un idiota adiestrado por tu pareja femenina. El número de hombres emasculados y latigueados por sus parejas es asquerosamente alto en cualquier país de occidente, lo que simplemente ilustra cuánto daño ha hecho las sociedades que aceptan a las madres solteras y las responsables de crear en esta generación hombres débiles y emasculados.

Nunca dejes que una mujer esté a cargo, porque si lo haces, entonces simplemente habrás perdido. Ellas te lanzarán toda clase de “shit tests”, intentarán jugar con tu mente y muchos tipos de payasadas dramáticas con el fin de subyugarte  y bajarte a sus comportamientos locos y disfuncionales.
Es por eso que como hombre tienes que recordar tu rol tradicional de NUNCA dejarla decirte que hacer. Si es la que gana el pan. Consigue un trabajo que te convierta en el que gana el pan, ella es la que paga las cuentas, empieza tu a pagarlas.
Hay un elemento bastante enfermo en el presente de todos los hombres de hoy en día que dejaron que ellos mismos pusieran a la mujer en el pedestal más alto y por ende su masculinidad se vio altamente disminuida. Los hombres de hoy simplemente no tienen las agallas y no pueden defender su dignidad y respeto a sí mismos lo cual me hace preguntarme a mí mismo qué tan lejos por el caño se puede ir la masculinidad de los hombres.
Si eres uno de ellos, entonces abalánzate en contra de todo eso y reclama tu maldita masculinidad. Recuerda, como hombre eres el adulto. La mujer es el niño, no conviertas tu hogar en la casa del perro, tu hogar es tu castillo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s