5 formas en las que el celular arruina una relación.

El celular, ese aparato que inició su vida siendo un dispositivo más grande que tu propia cabeza y desde ese entonces, los tamaños, formas y colores han cambiado para satisfacer la demanda de las personas y con esto aumentando la adicción y necesidad de los mismos. Tal ha sido el crecimiento y mejora de estos aparatos, que ahora es muy poco común ver gente en la calle sin uno, los mismos taxistas y albañiles (sin demeritar sus trabajos honrados) muchas veces poseen un mejor celular que tu, los niños de 9 años, de hecho prácticamente ninguno de nosotros puede vivir sin uno de ellos. ¿Por qué desconectarnos del mundo?. Todos nos hacemos esa pregunta con miedo y es que ahora no solo te conectas con tu limitada agenda de contactos, una simple pasada de dedo a la pantalla principal y estarás conectado en cuestión de segundos a miles de usuarios por todo el mundo, compartiendo fotos, recuerdos, jugando, y a veces ,acosando personas.
​Nos ha absorbido tanto que pasamos en promedio 5 horas de nuestro día pegados a esta cosa así que obviamente esto ha impactado nuestra manera de comunicarnos y mantener una relación a flote, aquí te decimos por qué tienes que guardar tu celular mas tiempo en la recámara  o en tu bolsillo.

Incrementa la tendencia a engañar a tu pareja.

Con una cantidad abrumadora de información, fotos sensuales de mujeres y hombres de todo el mundo directamente en la palma de tu mano y con la posibilidad de poder contactarlos y hablar con ellos, las probabilidades de engañar a tu pareja aumentan, los likes y comentarios de hombres sedientos pueden terminar por hacer ceder a una mujer y la necesidad de llamar la atención y posar en fotos sugerentes y constantes, nos da un claro indicio de una pérdida de respeto por la relación.
Aplicaciones como snapchat hacen la vida más fácil y el engañar a tu pareja se vuelve un viaje muy placentero si así se decide,. Los mensajes se borran sin dejar rastro alguno unos minutos después, contraseñas y mensajes ocultos o borrados son solo un elemento más para facilitar la vida de la gente que quiere ser infiel.
El mundo de los infieles nunca pudo haber sido más perfecto.

 

Las interacciones se vuelven nulas.

Las interacciones humanas en general sufrieron un golpe severo con la implementación y uso cotidiano de los celulares, se dejó de involucrar mucho el factor “esfuerzo” y el factor humano a toda interacción o posible interacción con los que nos rodean.
Las relaciones, que son basadas en interacción, de crear vínculos, de crear fuerza a base de cariño y esfuerzo para un bien mutuo, fueron reemplazados por mensajes de texto, videollamadas y “posts” en los muros de Facebook.
Los hombres de ahora nunca volverán a sentir la emoción y adrenalina de hablar a casa de sus novias, que conteste su mamá y con los pantalones bien puestos, preguntar por ella.
Antes se requería más esfuerzo para visitarla más seguido, para que no se sintiera mucho esa sensación de “lejanía” aun cuando viva en tu misma ciudad, todo eso fue reemplazado por caritas tristes o felices, mostrando emociones, mandándolas en forma de mensaje toda la noche. Se ha llegado a un punto tan ridículo que un simple mensaje de texto puede convertirse en toda una pelea, podemos leer cuando una persona nos escribe “triste” o “feliz”, ya ni siquiera tenemos que interactuar con ellos cara a cara, lo cual es bastante triste y ha golpeado muchísimo a las relaciones de hoy en día, sea un noviazgo de 1 mes o los matrimonios de 10 años.

 

Se perdió el respeto en la relación.

Estamos tan acostumbrados que vemos como algo común y normal a uno de los dos integrantes sacar su celular en una situación que por respeto al momento, al tiempo que te está brindando tu pareja y por educación no se debe sacar el celular para contestar el chisme del grupo de las amigas o algún inepto que está mensajeando a tu mujer, eso es una gran y asquerosa falta de respeto, tanto para tí como para la relación.
Esos momentos crean silencios incómodos, interrumpen buenas conversaciones, la fluidez del momento y arruinan completamente la atmósfera que poco a poco se va construyendo, ya sea tu cita, tu esposa o tu novia, aplica para cualquiera de las tres.
Y seamos honestos, cuantas veces no hemos hecho esta cara cuando una mujer a la cual le estamos haciendo compañía, hace esto enfrente de nosotros.
No sé ustedes, pero es una de las cosas que más me molesta en una mujer.

 

La privacidad de la relación está completamente comprometida.

Dejando a un lado el lindo gesto de poner en tu perfil de facebook “en una relación con…”. Las parejas pierden toda privacidad y vida que no es abierta para todo público. Los celulares hicieron tan fácil y tan sencillo compartir fotos, imágenes y videos que hasta un niño de 4 años podría hacerlo.
Es completamente aceptable que una mujer en un inicio quiera platicarle al mundo lo hermosa que es su relación y el estar contigo, sin embargo la necesidad de llamar la atención, la facilidad de subir a la red cosas que resultan ser privadas, y contestar e interactuar a las personas que promuevan y muestren interés en las mismas convierten estas facilidades en una verdadera brecha de seguridad para todos y en especial para las parejas porque ya no dejan nada a la imaginación e incertidumbre de conocidos y desconocidos por igual.
Adiós a las fotos de luna de miel que solo eran para compartir con la familia, adiós a las fotos del bebé recién nacido que en un principio son cosas muy personales, adiós a la privacidad que querías que tuvieran tus vacaciones de verano, adiós a toda tu privacidad.


Los malos hábitos son el peor enemigo de una relación.

Es un verdadero desperdicio de tiempo pasar tantas horas pegadas al celular, horas que pueden ser bien utilizadas para comprender mejor a tu pareja, para resolver problemas mutuos y dejar a un lado leer las respuestas en “yahoo respuestas”, para adquirir hábitos nuevos para fortalecer la relación. Tomar clases juntos, tal vez tomarse unas horas de separación cada uno para adquirir nuevas habilidades en un curso o inscribirse a un gimnasio para tener más anécdotas que contar y compartir (si lees este blog y no levantas pesas, estás cometiendo un grave error).
Cualquier cosa es buena mientras no se contamine de tiempos muertos, silencios incómodos y posibles fiascos en la relación.
¿Estás dispuesto a dejar más tiempo el celular y darte tiempo para ti y tu pareja?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s