Hay muchas madres pero muy pocas mamás.

​El título de este artículo puede sonar un tanto redundante, pero en realidad hay una diferencia enorme entre una cosa y otra. Una madre es simplemente una mujer que da luz a un bebé. Una mamá es una mujer que da a luz y pone por delante las necesidades de su bebé antes que las de ella y lo cría de la mejor manera posible. Para ponerlo de una manera más simple: las madres son malas mamás y las mamás son buenas mamás.

Por supuesto, el certificado de nacimiento dice “madre” y padre” dando por entendido el significado biológico de ambos padres. Lo que se pierde en esa traducción, es la verdadera connotación de la palabra. Automáticamente pensamos que si una mujer es madre, debe ser una mamá.Resultado de imagen para peaches geldof as a baby
Muchos de ustedes en este punto de la introducción al artículo dirán: Realmente no hay diferencia entre una madre y una mamá. Son la misma cosa.
Déjenme decirle a todos aquellos que intentan probar un punto erróneo, que están del lado incorrecto del debate. Es fácil, muy fácil convertirse en madre, una mujer solo debe dejar que un chico la folle sin condón y aviente sus fluidos dentro, si se encuentra en sus días fértiles y ovulando, entonces tendrá un embarazo. El verdadero trabajo comienza cuando tienes a ese niño, a partir de ese punto se separan las madres y las mamás.
Cuando escuchamos y vemos cosas involucrando nacimientos y bebés, nos lavan el cerebro y nos perforan nuestras ideas y pensamientos con estos llamados “milagros de la vida” o “bendiciones”. Nos engañan a todos poniendo a una madre y a una mamá en la misma categoría. Vemos comerciales con hermosas melodías en el fondo, mientras una enfermera entrega suavemente al recién nacido a su emocionada madre quien se junta por primera vez con su hijo, vemos al orgulloso padre viendo a cierta distancia y así es como intentan alimentar nuestra mente con la llegada de una vida al mundo.
Uno de los objetivos de que nos hagan percibir la vida de esta manera es que empezamos a tener visiones de todo el proceso. Vemos a un esposo y a una esposa haciendo el amor lentamente en posición de misionero, mientras se ven a los ojos y se dicen cuánto se aman como si de alguna manera supieran cuando van a concebir. Vemos esta situación de ensueño y asumimos que la madre será una buena mamá, y que el esposo será un buen padre y todo estará bien.
Gran parte de los embarazos (más del 90%) no pasan de esta manera. Casi todos nacimos a base de sexo duro y salvaje. El inseminador estaba cogiéndola en posición de perrito jalando su cabello, dando nalgadas y llamándola nombres sucios mientras ella gime como una zorra y dice que le dé más fuerte.
Él tira sus fluidos dentro, fuman un cigarrillo, se abrazan o cualquiera que sea su actividad post-coito y no tienen ni la menor idea que él la acaba de embarazar. Así es como la mayoría de embarazos suceden, obviamente lejos de la fantasía de amor y dulzura.
De cualquier manera, convertirse en madre es la parte fácil. No hay nada heroico o difícil en ser penetrada sin protección y luego ser llenada de anestesia para sacar a un niño. Desafortunadamente los nacimientos han sido exaltados y puestos en el pedestal más alto para las masas como si se tratara de un momento increíble de valor y lucha. Esta es una de las razones por las cuales muchas madres en occidente, son mamás terribles.
Las madres piensan que pasar por 9 meses de embarazo y tener a un niño es todo lo que se necesita para recibir los premios y agradecimientos de ser una mamá, pero aquí está el truco: ¡dar a luz no hace a una mujer una mamá!.
A partir de ese punto eso la convierte en madre y NADA MÁS. Desafortunadamente para muchas madres occidentales y muchos niños, las madres de hoy en día (en su mayoría) no están interesadas en ser mamás. Ni siquiera un poco.

Disciplina.

Las madres normalmente no disciplinan a sus niños como deberían. Es fácil que se salgan con la suya simplemente porque sus niños “la adoran”. Las madres la llevan tranquila por razones estúpidas y triviales, esas razones son las mismas que la madre desea para que no la “odien”. No quieren lidiar con los chillidos y gritos. Las madres no están dispuestas a pasar por las dificultades de la verdadera maternidad.
Una mamá hace las tareas difíciles constantemente cómo disciplinar a sus hijos. Está dispuesta a aguantar y triunfar por encima de los gritos y llantos. Una mamá está dispuesta a pagar el precio que sea para hacer las cosas bien por sus niños. Porque pone las necesidades de los niños por delante de las de ella. Está dispuesta a recibir los latigazos de la frustración a corto plazo para que esto sirva de molde para poder criar a  seres humanos decentes y buenos a largo plazo.

Llamar la atención.

Resultado de imagen para najgor mame na svijetuUna madre utiliza a sus hijos para llamar la atención para ELLA, no para los pequeños. Claro, seguramente subirá fotos a redes sociales, pero está revisando los “me gusta” cada 5 minutos. Si logra conseguir 100 (o más) no va a andar por ahí diciendo “hey mira pequeño, tu foto obtuvo 100 me gusta”, claro que no. Ni siquiera piensa en él cuando sube las fotos o refresca la página para revisar. Sólo piensa en ella.
Estas madres también les dan a sus hijos nombres “únicos” como brayan, brittany, kevin (normalmente mal escritos). No hacen esto por los niños, lo hacen para ellas mismas.

Actividades.

Madre lleva al pequeño a práctica de fútbol y sus juegos, le hace saber a todo mundo a través de redes sociales. Cada foto que toma de él  lo muestra jugando y de lo guapo que se ve en su uniforme. Pero también sale ella en las fotos con su cabello recién planchado, llena de maquillaje y usando una playera que muestra el 75% de sus senos para enseñarle a todo mundo la increíble madre luchona que es.Resultado de imagen para soccer mom
Si le preguntas cómo le fue realmente al pequeño en aquella práctica, no sabría decir la verdad porque pasó más de la mitad del tiempo en su celular tomando selfies y mensajeando a los chicos que se coge esperando que uno de ellos esté libre más alrato.
Una mamá lleva a su hijo a practicar y realmente le pone atención. Se asegura que tenga un alimento o botana post-juego, le va a echar “porras” y lo alienta a seguir cuando arruina buenas jugadas. A diferencia de la madre, la mamá puede decirte qué pasó desde el minuto 0 hasta el último minuto jugado o practicado. Si es que le apetece, podrá sacar su celular una o dos veces para tomar una foto y subirla a redes sociales por qué ella está orgullosa de su pequeño. Ella no aparece en las fotos y en algunos casos las mamás verdaderas prefieren esa privacidad únicamente para familiares.

Hombres.

Desafortunadamente las madres ponen en primer lugar a hombres desconocidos muy por encima de sus niños. Una madre está dispuesta a dejar a sus pequeños con quien sea que esté disponible para que pueda salir y coger con aquel chico que conoció en Tinder ese mismo día.Resultado de imagen para papas mas malos del mundo
Si no puede encontrar a una niñera o cuidador, deja entrar a un hombre que ni ella ni sus niños conocen a su casa, sólo para obtener un jugoso pene. Trae a hombres diferentes todo el tiempo cerca de sus niños sin importar cuánto tiempo llevan cogiendo, descartando si en verdad lo conoce o no.
Esa mujer se olvida si los niños escuchan lo que hace, olvida si los niños están confundidos del porqué mami trae hombres diferentes cada semana a casa.
Una mamá es cuidadosa con quién sale especialmente si esta relación involucra un contacto más cercano con sus niños. Entiende que ser egoísta e irresponsable de esta manera, tendrá efectos negativos con sus hijos y la odiarán por ello más adelante en la vida. Una mamá sabe que para ser una MAMÁ, algunas veces tendrá que sacrificar su necesidad de atención y validación masculina.

Cualquier mujer caliente con un par de óvulos listos para fecundar puede abrir las piernas y recibir los espermas de un hombre. Esa parte es muy fácil, y es la razón por la cual muchas mujeres tienen niños, pero se necesita de una mujer dedicada y de calidad, que pone por delante necesidades que no son suyas y hace lo que sea por criarlos de la mejor manera posible sin importar lo difícil que se ponga la situación.
El día de la madre no debería de ser celebrado por mujeres luchonas o perras con muchos hijos que solo pretenden que le hacen caso a sus hijos en redes sociales o cuando piensan que el mundo las está observando. Este día debería ser cambiado para las verdaderas mamás allá afuera y ser celebrado por el trabajo duro y sacrificios que hacen diariamente para hacer crecer a sus hijos de la manera en que deberían crecer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s